Codesarrollo profesional: inteligencia colectiva al servicio de las empresas

> Por Esther Macià.

En las empresas, ciertas personas atesoran una formación muy completa forjada en algunos casos a través de costosos cursos y masters, que se combina con la experiencia real en el ejercicio de las funciones.

No obstante, esto no evita que invariablemente se produzcan situaciones difíciles de resolver en el día a día, complicaciones que ponen a prueba la competencia y la capacidad de estas personas que a menudo se enfrentan a un sentimiento de soledad en la toma de decisiones.

Codesarrollo profesional

Una metodología que está demostrando gran eficacia y riqueza para hacer frente a situaciones de este tipo es la del codesarrollo profesional, basada en una manera diferente de aprender.

A diferencia de la formación clásica en que un experto explica o transmite unos contenidos, el codesarrollo profesional se basa en el “action learning”, es decir, aprender con los demás y de los demás a partir de la reflexión y el análisis de la acción en grupo. El aprendizaje es una consecuencia, de hecho el resultado, de un trabajo activo y colectivo.

El origen

Los orígenes del codesarrollo provienen de Quebec, Canadá. Hacia 1980, Adrien Payette, autor entre otros libros de “La eficacia de los gestores y las organizaciones” y profesional especializado en buscar métodos innovadores de aprendizaje, puso las bases de lo que acabaría siendo la metodología del codesarrollo profesional, inspirándose en los “business cases” que se utilizan en las universidades norteamericanas.

Cursando un MBA en la HEC de Montréal, Adrian Payette se dio cuenta de que cuando los alumnos -directivos, mandos intermedios, etc.- se encontraban en la cafetería todos acaban hablando de las problemáticas con que se encontraban en el día a día: con la secretaria, con el equipo, dificultades de los proyectos en los que estaban implicados…

No tardó en comprender que estaba delante de nuevos “business cases” pero de casos vivos, reales -no meros ejemplos de terceras empresas- que se estaban produciendo en el momento en que se narraban y que eran comentados por las partes implicadas en ellos. Que todo este material procedente de la práctica real se perdiera en los ecos de la cafetería le pareció un desperdicio, por lo que empezó a idear un formato, una metodología de trabajo. Fue entonces cuando entró en contacto con Claude Champagne, con el que acabó colaborando para confeccionar la metodología del codesarrollo profesional.

Codesarrollo profesional: dos niveles

El codesarrollo profesional trabaja paralelamente dos niveles. El primero se orienta a la resolución de casos a partir de la generación de ideas, propuestas o enfoques variados sobre una situación profesional que se plantea, mientras que el segundo se centra en la metacomunicación de lo que ha acontecido durante el trabajo anterior: cómo se ha trabajado, qué se ha aprendido, cómo ha funcionado el grupo, qué se ha observado de uno mismo…

Codesarrollo profesional sesionSe parte de una situación profesional real en la cual el participante está implicado, y a partir de aquí, utilizando esta situación como un vehículo para llevar a término la metodología, se llega luego a un segundo nivel que permite extraer todos los aprendizajes que el trabajo ha producido. Se presta atención a la forma en que se ha trabajado el caso, a los propios procesos mentales ante los desafíos.

A primera vista podría parecer que lo importante de la formación se circunscribe al primer nivel, es decir, la resolución de un caso, cuando en realidad el codesarrollo profesional saca partido del aprendizaje, pues se trata de una manera de aprender en grupo entre colegas de trabajo, desarrollando cada uno sus propias competencias en el ejercicio real del trabajo.

Funciona por grupos

Se forman grupos de pares (personas que comparten funciones y /o problemáticas profesionales similares), entre 4 y 8 participantes cada uno, que actuarán guiados por un facilitador específicamente formado en la metodología del codesarrollo.

Cada grupo realizará diferentes sesiones de entre dos y tres horas a lo largo de todo el proceso. Se llevarán a cabo como mínimo tantas sesiones como miembros tiene el grupo, es decir, si es de cuatro personas se realizarán cuatro sesiones, y si es de ocho se harán ocho sesiones. De todas formas nada impide que el grupo realice posteriormente cuantas sesiones se considere oportuno, siempre con la presencia de un facilitador externo formado.

El codesarrollo profesional funciona por grupos y mediante tres roles: facilitador, cliente y consultor

En cada sesión de codesarrollo profesional hay tres roles. Uno lo desempeña el facilitador, que es el que conduce el grupo según los criterios de la metodología. Los otros dos son cliente y consultor, y corren a cargo de los participantes. En cada sesión, uno de los participantes hace el rol de cliente y el resto el de consultores. La idea es que cada uno de los participantes haya desempeñado el rol de cliente al menos una vez.

El objetivo es que el cliente aporte al grupo una situación profesional real en la que él esté implicado, la plantee al grupo, se pueda trabajar a partir de esta situación y, en la última etapa, realizar el análisis del aprendizaje a partir de la situación presentada.

La situación real profesional que trae el cliente puede ser una de las tres “P”:

  • Proyecto: un programa o una actividad que aún no ha empezado, que se ha de lanzar y se está en la fase de platear cómo hacerlo.
  • Preocupación: algún asunto que se tiene encima de la mesa pero que aún no está del todo definido y que plantea incertidumbres o dudas.
  • Problema: una situación a la que no se encuentra salida, y a la que se le han aplicado ya varias posibles soluciones sin éxito.

La jerarquía no ha de ser directa

Todos los participantes han de ser pares, es decir, del mismo nivel jerárquico. En ocasiones puede haber jerarquías diferentes en un mismo grupo, pero nunca directas. Por ejemplo, no puede haber un jefe y su equipo o su subordinado, aunque sí es posible reunir en un mismo grupo un jefe con subordinados del grupo de otra persona.

Confidencialidad, respeto y veracidad son fundamentales para permitir el trabajo productivo del grupo.

En nuestro siguiente post, hablaremos de las reglas de funcionamiento, de las etapas, de los beneficios y de algunos casos de éxito. Si te ha gustado, por favor, compártelo.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s